☏ +506 2671-2357 • ✉ [email protected]

Elementos filtrados por fecha: Viernes, 26 Noviembre 2021

  • Dentro de las cuales se encuentran El Coco-Sardinal y Tamarindo, que están en fase de reinversión.

El Instituto Costarricense de Acueductos y Alcantarillados (AyA) avanza en la gestión de siete proyectos de alcantarillado sanitario en ciudades prioritarias, con un monto total de inversión de 82.5 millones de euros financiado en su totalidad por Banco de Cooperación Alemán Kreditanstalt für Wiederaufbau (KfW).

Para cuatro de las comunidades, Golfito, Jacó, Quepos y Palmares, ya se tienen diseñados los sistemas de última generación en tratamiento de aguas residuales, mientras para tres (gran Puntarenas, El Coco-Sardinal y Tamarindo), la fase es de preinversión.

PROBAR" style="margin: auto; display: block;

“Esta semana recibimos la visita de una misión internacional de tres representantes del banco KFW con el objetivo de analizar los avances de los proyectos que ellos están financiando en el país. Estas obras de saneamiento son muy importantes para Costa Rica, ya que nos ayudarán a incrementar la cobertura de tratamiento de aguas residuales en beneficio de la población y del ambiente”, resaltó Eric Bogantes, gerente general de AyA.

La delegación del banco estuvo compuesta por Viola Bold, gerente de proyectos; la especialista técnica, María Elena Mendoza y, Marvin Chamorro, representante local. El jueves también se unió a las reuniones la embajadora alemana Martina Nibbeling-Wriessnig.

Para Bold, el seguimiento por parte del banco es prioritario ya que, reconoció, diversas razones han generado algunos retrasos en la ejecución de los planes, pero destacó que evidencian el compromiso del AyA para ejecutar el financiamiento disponible por parte del banco.

Para las obras en Quepos, Golfito, Palmares y Jacó pronto estará iniciando el proceso de licitación para la construcción. El monto de financiamiento para los cuatro sistemas es de 79 millones de euros y su ejecución está a cargo del AyA.

Bogantes explicó que se iniciaría con Golfito, zona que el banco y el AyA han calificado como “urgente” debido a que la presencia del golfo no permite que las corrientes trasladen las aguas sin tratar, por lo que el nivel de contaminación es muy alto.

La directora de Diseño de Saneamiento de AyA, Suelen Ramírez, añadió que para la gran Puntarenas, El Coco-Sardinal y Tamarindo, la fase actual es de desarrollo de los estudios técnicos, para lo cual la institución cuenta con un presupuesto aproximado de 3.5 millones de euros de KfW.

Obras contribuyen a la protección del agua

Maria Elena Mendoza, especialista técnica en agua y saneamiento del Banco KFW comentó que la entidad puso a disposición este financiamiento para ayudar al país a mejorar su cobertura de alcantarillad sanitario y con ello generar protección del ambiente.

El Programa de Zonas Prioritarias lo ejecuta el AyA, sin embargo, el financiamiento es directamente con el Estado, canalizado a través del Ministerio de Hacienda.

Desde el año 2016, AyA lanzó la Política Nacional de Saneamiento en Aguas Residuales con el objetivo de convertirse en el primer referente para definir lo que se espera del sector, en relación con los Objetivos de Desarrollo Sostenible (ODS) que plantean, entre otras cosas, garantizar que las aguas residuales no afecten el medio ambiente gracias al uso de sistemas de tratamientos individuales o colectivos.

Parte de las acciones de la Política es identificar y buscar las soluciones de saneamiento de las zonas que presentan mayor vulnerabilidad a contaminación y que a su vez tiene gran potencial de crecimiento socioeconómico, por ejemplo, zonas costeras donde su principal atracción es la visitación turística de nacionales y extranjeros.

“El cambio climático que afecta a nivel mundial es un motivo importante para buscar formas de revertir el problema y de ahí que el banco decidió invertir sus recursos en Costa Rica. Cada vez es más difícil aprovechar el recurso hídrico y si a esto le sumamos la falta de recolección y tratamiento de aguas residuales de forma adecuada, el recurso hídrico será cada vez más escaso”, manifestó por su parte Viola Bold, gerente del portafolio de proyectos.

En el AyA, los programas financiados por KfW son parte de la estrategia Ruta del Saneamiento, que además contiene otros proyectos de saneamiento que se desarrollan en diversas partes del país, sobre todo en San José y Puerto Viejo de Talamanca.

Publicado en La Provincia

Estudiantes de diversas carreras del Tecnológico  de Costa Rica (TEC) y la Universidad de Costa Rica (UCR), conforman el equipo distinguido en el premio estudiantil de la sétima edición del Mission Idea Contest (MIC), un certamen global en el que participan las mejores propuestas de misiones espaciales para el beneficio de la humanidad.

La competencia de este año contó con una destacada participación nacional, pues entre los equipos que alcanzaron la ronda final (10 finalistas y un semifinalistas), tres contaban con costarricenses entre sus miembros; ante participantes de Japón, Italia, Tailandia, Taiwán, Turquía y Australia.

Mission Idea Contest fue organizado en la sétima edición por la Universidad de Tokio, Japón, junto a University Space Engineering Consortium (Unisec Global). La temática para este año fue el espacio profundo, entendido como fuera de la órbita terrestre (como la Luna, Marte y los asteroides, entre otros). 

PROBAR" style="margin: auto; display: block;

La idea destacada en el premio estudiantil se llama Perturbando el virus del Herpes, investigación en órbita lunar: un sistema para el análisis de células animales”, y fue propuesta por un grupo de siete estudiantes del TEC y cuatro de la UCR.

Según Kevin Sánchez Ramírez –estudiante de Ingeniería Industrial de la UCR y líder del equipo ganador– el hecho de que la NASA y otras agencias espaciales tienen planes para volver a la Luna con una misión tripulada en esta década, los motivó a proponer una investigación en las cercanías del mayor satélite natural de nuestro planeta. 

“Se selecciona este virus porque varios estudios demuestran que los astronautas pueden reactivar este virus cuando se exponen a condiciones extraterrestres. Lo que queremos analizar es cómo influye la microgravedad y la radiación a la reactivación de este virus”, destacó Melissa Cerdas Mejías, estudiante de Biotecnología del TEC.

La propuesta es enviar un satélite a la órbita lunar, con un sistema mecánico interno que mantenga con vida y estudie diversos cambios en células animales con el virus del Herpes llamado Epstein Barr, de manera autónoma y automatizada. 

“Es interesante la aplicación de los conocimientos de varias carreras, porque la parte mecánica y electrónica lo que se encarga es cumplir con lo que necesita la célula para mantenerla viva, que la célula tenga la temperatura que necesita, el procedimiento de descongelamiento, de cambio de medio; también los sensores que toman las mediciones y las imágenes. Ya después es el equipo científico, acá en la Tierra, es el que hace el análisis”, destacó Carlos Montoya Marín, estudiante de Ingeniería Mecatrónica en el TEC. 

Equipo ganador premio estudiantil MIC 7

  • André Arias Ovares, TEC – Ing. Mecatrónica.
  • Andrés Cubero Salas, UCR – Ing. Mecánica.
  • Ariadna Hernández Montoya, TEC – Ing. Biotecnología.
  • Carlos Montoya Marín, TEC – Ing. Mecatrónica.
  • Daniel Chacón Mora, UCR – Ing. Eléctrica.
  • Fabián Fernández Aguilar, UCR – Ing. Química.
  • Karol Melissa Cerdas Mejías, TEC – Ing. Biotecnología.
  • Kenneth Chacón Fernández, TEC – Ing. Industrial.
  • Kevin Sánchez Ramírez, UCR – Ing. Industrial.
  • Marco Corrales Barrantes, TEC – Ing. Física.
  • María Francini Mora Chacón, TEC – Ing. Mecatrónica.

Fuente: Comunicación y Mercadeo TEC

Publicado en El País

La Comisión de Mortalidad Covid-19, que examina cada uno de los decesos que se registran relacionados con dicha enfermedad, a noviembre contabiliza 948 casos analizados, donde se mantiene un 90% registrados por la enfermedad, mientras que el restante 10% fueron decesos con COVID-19.

Total de casos analizados por la Comisión:

PROBAR" style="margin: auto; display: block;

  • 855 fallecieron por COVID-19 (90%): 527 eran hombres y 328 mujeres.
  • 87 con antecedente reciente de enfermedad COVID-19.
  • 6 casos indeterminados.
  • 1 pendientes de valoración con patología forense y centros médicos.

Del análisis de la Comisión se detallan los factores de riesgo que presentaban las personas fallecidas, en el cual se determinó que 599 personas (63%) padecían de hipertensión arterial, 579 eran mayores de 65 años, 381 tenían diabetes mellitus y 247 presentaban obesidad, esto como parte de las comorbilidades más frecuentes.

La Comisión de Mortalidad COVID-19 se conformó en julio del 2020 y en ella participan profesionales del Ministerio de Salud, Caja Costarricense del Seguro Social, Organismo de Investigación Judicial e Instituto Nacional de Estadística y Censos.

Publicado en El País
PROBAR" style="margin: auto; display: block;

Todos los derechos reservados © El Periódico Guanacaste a la Altura es una publicación de la empresa Cañas al Día Sociedad Anónina.