• PROBAR
Periódico Guanacaste a la Altura | Provincia Guanacaste • Abangares • Bagaces • Cañas • Carrillo • Hojancha • La Cruz • Liberia • Nandayure • Nicoya • Santa Cruz

Los propóleos son una sustancia mundialmente conocida  por sus propiedades antifungicidas, antibacteriales y antioxidantes; por estas características son utilizados en la medicina humana, especialmente en cremas para curar heridas. 

Las abejas, son las responsables de producir este material resinoso a partir de las colectas que realizan de exudaciones de las yemas de los árboles y vegetales los cuales son transportados a la colmena, donde el producto final es una combinación entre ceras, resinas, bálsamos polen y secreciones salivares.

Estos insectos los utilizan para desinfectar la colmena, sellar grietas, construir panales, así como para su uso como agente microbicida, desinfectante y también para embalsamar intrusos difíciles de expulsar por su tamaño.

Para los apicultores, este puede ser un producto que pueden cosechar de sus colmenas sin afectar la producción de la miel. Es por eso que Frederick Arias Allen, estudiante de la Maestría en Apicultura Tropical del Centro de Investigaciones Apícolas Tropicales de la Universidad Nacional (Cinat-UNA), realizó su tesis de graduación en la evaluación de compuestos fenólicos totales y capacidad antioxidante de los propóleos provenientes de varios pisos altitudinales en Nicoya, Guanacaste.

La composición química es muy importante para las compañías que se dedican a elaborar productos a base de propóleos debido que los efectos biológicos dependen principalmente de los componentes presentes en los mismos. Hoy en día es un producto con mucha demanda en Japón, donde el mercado de los propóleos alcanza un amplio margen gracias a los estudios realizados que permiten determinar la importancia de sus propiedades antioxidantes y composición fenólica. Este estudio se enfoca en establecer si existe diferencia o no en lo que respecta a la recolección de las muestras en un mismo cantón pero a diferentes pisos altitudinales”, explicó Allen.

Proceso

El estudiante recolectó muestras entre febrero y marzo del año anterior en nueve apiarios de Nicoya, en comunidades como Quirimán, Zaragoza, Mansión, Juan Díaz, Corral de Piedra, Samara, Nambí, Bosques de San José y Garcimuñoz.

Lo resultados de la investigación, indican que existe una relación entre compuestos fenólicos totales y capacidad antioxidante, siendo una de las relaciones más altas que se ha encontrado para Costa Rica. “La relación entre la capacidad antioxidante y la altura ha demostrado resultados muy bajos, los porcentajes revelan que solamente el 9,1% de la capacidad antioxidante se puede explicar por la altura, lo cual quiere decir que en lo que respecta a estas muestras no se puede afirmar o definir que a mayor altura de colecta de propóleos en el cantón de Nicoya, contienen mayor capacidad antioxidante”, explicó Allen.

Con este estudio también se puede asegurar que las muestras colectadas por debajo de los 400 metros sobre el nivel del mar tienen a homogenizarse, es decir, son muy parecidas en cuanto a su capacidad antioxidante, y por encima de esa altura no hay formación de grupos, lo que significa que las muestras tienden a ser heterogéneas en cuanto a la variable de capacidad antioxidante.

“Esto refuerza la teoría de que la abeja colecta resinas de más de una fuente botánica y dependiendo del origen su composición química es diferente”, dijo Allen,

la mayoría de las muestras no mostraron tener una capacidad antioxidante que se diferencie a las de otras zonas del país, sin embargo, al ser tan homogéneas presentan un gran potencial para dar un valor agregado a su producción por su poder antibacteriano.

La investigación se realizó en el Cinat-UNA bajo la supervisión del químico Eduardo Umaña y el microbiólogo Luis Gabriel Zamora.

Uso Medicinal

Al ser un producto de origen natural, los propóleos se convierten en una alternativa para muchas enfermedades que generan desórdenes celulares y provocan reacciones en cadena, generando radicales libres; al contener una estructura química para contrarrestar dichos efectos, esta sustancia ha sido efectiva en tratamientos complementarios en varios tipos de cáncer y enfermedades cardiovasculares.

La composición de los propóleos es muy importante para las compañías que se dedican a elaborar productos a bases de propóleos, debido a que los efectos biológicos dependen principalmente de los componentes presentes en los mismos. Existen algunas normativas internacionales sobre requisitos mínimos en cuanto a la composición química en países como Argentina y Brasil, donde para su utilización se requiere un mínimo ya estipulado.

Laura Ortiz C./Periodista UNA

Publicado en Nicoya

El Servicio Fitosanitario del Estado (SFE) del Ministerio de Agricultura y Ganadería, en conjunto con el Organismo Internacional Regional de Sanidad Agropecuaria (OIRSA), trabajan en acciones concretas en campo para la prevención del ingreso de plagas agrícolas que tendrían gran impacto negativo para el país.

Con este objetivo se realizó un taller in situ en Liberia, sobre virosis en sandía y melón; mientras, en San José, se trabajó en la preparación de un simulacro que se realizará en los próximos meses, en forma preventiva, como si se detectara un caso de FOC R4T en musáceas (banano, plátano, etc.). Ninguna de estas plagas está presente en el país, el FOC R4T ni siquiera ha ingresado al continente.

Según los datos de CORBANA, el 1% del territorio nacional está sembrado con banano, lo que genera 40.000 empleos directos y 100.000 indirectos. Según PROCOMER, en el 2018 se exportaron alrededor de $981 millones. Las cifras de exportación de melón rondaron los $60 millones y de sandía $23 millones.

El experto y Director Regional de Sanidad Vegetal del OIRSA, Carlos Urías Morales; en conjunto con la representante del OIRSA en Costa Rica, Ana Gabriela Zúñiga Valerín, técnicos del SFE y CORBANA se reunieron para organizar un simulacro de detección de FOC R4T en caso de que apareciera un brote de éste.  Esta enfermedad es un hongo que ataca a las musáceas (banano, plátano, etc.) cuyo ingreso pondría en riesgo la producción nacional.

El SFE concentra sus esfuerzos en capacitación, divulgación, talleres, simulacros para su personal técnico y para las fincas productoras; así como la implementación de medidas fitosanitarias de restricción o prohibición de la entrada al país de ciertos materiales que representan alto riesgo como la turba, fibra de coco y suvenires de fibras naturales –por mencionar algunos de los artículos regulados- que vengan de los países donde está presente la plaga.

“La participación proactiva y constante de CORBANA en este tema, desde hace varios años, ha sido vital en la preparación del país para prevenir la entrada del FOC RT4. Es una institución referente a nivel internacional en la investigación de banano y plátano”, indicó Araya.

Por otra parte, Urías Morales señaló que “la protección fitosanitaria de los países en la región debe ser coordinada, ya que cuando una plaga ingresa a la zona, es mucho más difícil detener su avance. Sabemos que las repercusiones de la presencia de una plaga como el FOC R4T serían nefastas y no solo para la región, sino para todo el continente, por lo que debemos desarrollar acciones conjuntas y en forma articulada, tanto con los países de la región del OIRSA, como con todos los países latinoamericanos productores de banano y plátano”.

La altísima capacidad del hongo para sobrevivir, dispersarse y permanecer en superficies por un largo tiempo, aunado a las altas pérdidas que puede causar en una plantación (se estiman en más de 80%) es lo que ha motivado a las autoridades nacionales y a la empresa privada a unir esfuerzos durante ya casi cinco años, trabajando en medidas de prevención y talleres informativos. El simulacro a realizar es una prueba de la capacidad de reacción de las autoridades ante la aparición de un caso de sospecha de la presencia de la plaga que se trata como a un agente de riesgo biológico.

Virosis, riesgo para el melón y la sandía

Así mismo, se analizaron los riesgos y medidas fitosanitarias a tomar ante el riesgo de epidemias por virosis que afecta principalmente a la sandía y en menor medida al melón.  Para esta evaluación los expertos se desplazaron a Liberia donde se realizó una sesión informativa en la que participaron miembros de la Cámara de Meloneros, representantes de las empresas productoras y técnicos del sector agropecuario. Tener capacidad de diagnóstico, sembrar semilla sana, eliminar maleza portadora de virus, tener variedades tolerantes, control biológico y otras estrategias son importantes para minimizar los daños de estas enfermedades en caso de presentarse.

Publicado en Liberia
  • PROBAR

Todos los derechos reservados © Periódico Guanacaste a la Altura