IMAS y UNICEF acuerdan plan de trabajo

  • Para mejorar el acceso de la niñez y adolescencia a los programas sociales

El Instituto Mixto de Ayuda Social (IMAS) y el Fondo de las Naciones Unidas para la Infancia (UNICEF) iniciaron un plan de trabajo, en el marco de la cooperación internacional, para fortalecer la gestión, el acceso y la eficacia de los programas de protección social centrados en niñas, niños y adolescentes y población en pobreza, con alto nivel de desempleo y baja participación laboral, como es el caso de las mujeres y personas jóvenes.

El plan también busca diseñar e implementar directrices y normas necesarias para fortalecer el nivel de cobertura y calidad de los servicios de cuido y desarrollo infantil para los hogares en pobreza y pobreza extrema. Paralelamente, se buscan diseñar mecanismos que permitan a las instituciones ejecutar sus programas y beneficios de manera coordinada para obtener mejores resultados desde un enfoque de derechos centrado en los derechos de las niñas, niños y adolescentes.

Fortalecer y mejorar los mecanismos de acceso a los programas de protección social de las personas menores de edad es un elemento clave para brindar mejores condiciones de vida a esta población. Asimismo, ofrecer más y mejores oportunidades mediante los programas de promoción social es un factor determinante para combatir y romper con los ciclos de pobreza que aquejan a la niñez, la adolescencia y sus familias.

“Ningún programa social tiene sentido si no alcanza a las poblaciones que más lo necesitan. Es compromiso entre IMAS y UNICEF para acercar la oferta programática social de las instituciones desde temprana edad y dar un seguimiento integral para que las niñas y niños superen junto a sus familias, la condición de pobreza. Nos ilusiona transformar vidas desde temprana edad”, afirmó Yorleny León Marchena, Ministra de Desarrollo Humano e Inclusión Social y Presidenta Ejecutiva del IMAS.

“Este plan de acción que firmamos hoy ratifica el compromiso del IMAS y UNICEF de seguir trabajando juntos para brindarle a cada niña, niño y adolescente y sus familias las oportunidades necesarias para lograr su pleno desarrollo y el cumplimiento de sus derechos. La neurociencia nos demuestra que la mejor inversión que puede hacer un país es en la primera infancia y Costa Rica sigue marcando paso en la región al impulsar mecanismos para mejorar la eficiencia y eficacia de la inversión social dirigida a las poblaciones más vulnerables”, destacó Yvette Blanco, representante de UNICEF en Costa Rica.

Ambas instituciones trabajarán en conjunto para garantizar que la niñez y adolescencia en condición de vulnerabilidad social y pobreza tengan acceso a servicios de calidad que promuevan su bienestar y desarrollo pleno.

Durante este 2024, el IMAS ha otorgado el beneficio de Cuidado y Desarrollo Infantil a un total de 25.704 personas menores de edad, con una inversión social de 13 mil doscientos millones de colones a nivel nacional.

En cuanto a la población comprendida entre los 13 y 26 años de edad, se ha beneficiado a un total de 117.349 personas con una inversión social de más de 33 mil millones de colones mediante los distintos beneficios institucionales.