“Caracol gigante” sigue confinado en área donde apareció